Branding inmobiliario

¿Qué es el Branding inmobiliario?

El Branding Inmobiliario como concepto específico en nuestro sector, es la forma que haces que la imagen de tu inmobiliaria este presente en la mente del tu cliente potencial.

El cómo se muestra tu página web, los contenidos, fotos, logo, los colores e incluso el tipo de producto que ofreces en ella dan una idea bastante clara de cómo es tu marca. El tipo de anuncios y publicaciones que realizas en la redes sociales y en definitiva, como muestras al público tu empresa hace que el branding sea percibido de un modo u otro.

Lo que tus clientes potenciales opinen de tu marca es la realidad y esta percepción se origina teniendo en cuenta la exposición que han tenido a la marca y la propia experiencia. Si el contacto con nuestra marca ha sido a través de la página web y tanto el diseño de la misma, como el tipo de producto que tenemos en ella ha ocasionado una mala experiencia, indudablemente para este cliente nuestra marca generará una opinión muy alejada de lo que pensamos.

Un caso muy habitual es la inmobiliaria que ha invertido mucho en el local físico creando unas oficinas geniales y comprando una buena flota de vehículos para los comerciales pero sin embargo, tanto la página web como el uso de las redes sociales están muy alejados de lo que se percibe en el mundo físico. No hay que olvidar que el primer contacto de un cliente suele ser online.

¿Por qué es importante el Branding?

El branding sirve para que tus clientes potenciales sepan que es lo que ofreces y por qué eres diferente de tu competencia. En un mercado donde la mayoría de las inmobiliarias tienen prácticamente el mismo producto, se hace necesario destacar con una propuesta de valor única y una forma de comunicar coherente.

Puedes transmitir el mensaje de tu marca a través de:

  • El logotipo y los colores corporativos
  • El tipo de oficina y su decoración
  • El tipo de escaparate y el diseño de los carteles de los inmuebles
  • El trato al cliente
  • El tipo de producto que ofreces
  • El estilo de publicaciones en las redes sociales
  • La página web
  • La rotulación de los coches
  • El tipo de email marketing que realizas
  • El seguimiento que haces a tus clientes
  • El tipo de publicidad

En definitiva, todo aquello que entra en contacto con tu cliente moldeará la percepción que se tiene de la marca y debemos conseguir que nuestro cliente potencial nos vea por todos lados de una forma coherente y unificada.

Construyendo una Marca

Muchas inmobiliarias no tienen en cuenta el poder de tener una marca potente y conocida. Si este es tu caso, es hora de ponerse a trabajar en tu branding.

  • Unifica tu mensaje con un propósito único de forma que muestres en que eres mejor y que puedes hacer por tus clientes. Por ejemplo, la misión de Fotocasa es: “Ser el lugar preferido para usuarios y anunciantes porque ofrece la mejor experiencia y tiene la mayor oferta de calidad del mercado inmobiliario. “
  • Revisa tus redes sociales y tu página web y asegúrate que el mensaje y la imagen que estás transmitiendo es el que quieres para tu marca.
  • Muestra tu marca por todas partes, en los vehículos, vestimenta, merchandising, publicaciones en medios locales, etc.
  • Una marca tiene una personalidad. Asegúrate que tu marca es como tu quieres que sea y que tu equipo transmite los mismos valores.
  • Convierte tu inmobiliaria en experta en el sector y en tu zona ofreciendo información de interés relevante a tus clientes.

El branding es algo delicado y muchas veces dependerá de cómo nos ven e interactúan nuestros clientes con la marca. Ahora ya tienes la nociones necesarias para cambiar esa percepción a tu favor.